Oracion a santa teresa de calcuta. Oraciones catolicas rezos plegarias. Oraciones a todos los santos y virgenes.
opra}
az rez orac
 
thyr ASDSDA ujhdg
 
tfdhdyrt trre dw

 

guada

ORACIÓN A LA VIRGEN DE GUADALUPE I

Dios te salve María, Señora de la paz, oramos por la paz en nuestro mundo; haznos pacificadores.
Dios te salve María, Amiga de la gente común, únenos a través de las líneas económicas; juntos elevemos la causa de los oprimidos.
Dios te salve María, Madre de México, ayúdanos tanto apreciar la cultura de América Latina, como trabajar para poner fin a su pobreza.
Dios te salve María, Madre del Niño Jesús, oramos por todos los niños que son víctimas de la guerra y del hambre; luchemos por ellos.
Dios te salve María, Esposa del carpintero, José, oramos por los derechos de todas las personas que trabajan duro en todo el mundo, permite que su dignidad sea reconocida.
Dios te salve María, Mujer de todas las generaciones, muévenos a hablar por las personas mayores que carecen de atención médica adecuada y refugio.
Dios te salve María, Madre sin hogar, oramos por aquellos que no tienen un hogar; permítenos abogar por la vivienda asequible.
Dios te salve María, Señora de todos los colores, muéstranos cómo amar a todas las personas, desafiando el racismo y la discriminación.
Dios te salve María, Madre de nuestro mundo, haznos ciudadanos del mundo, trabajando por la justicia y el bienestar en todo el mundo.
Amén.


Oración a la Virgen de Guadalupe II

Virgen Santísima de Guadalupe, Reina de los Ángeles y
Madre de las Américas. Acudimos a ti hoy como tus amados hijos. Te pedimos que intercedas por nosotros con tu Hijo, como lo hiciste en las bodas de Caná. Ruega por nosotros, Madre amorosa, y obtén para nuestra nación, nuestro mundo, y para todas nuestras familias y seres queridos, la protección de tus santos ángeles, para que podamos salvarnos de lo peor de esta enfermedad. Para aquellos que ya están afectados, te pedimos que les concedas la gracia de la sanación y la liberación. Escucha los gritos de aquellos que son vulnerables y temerosos, seca sus lágrimas y ayúdalos a confiar. En este tiempo de dificultad y prueba, enséñanos a todos en la Iglesia a amarnos los unos a los otros y a ser pacientes y amables. Ayúdanos a llevar la paz de Jesús a nuestra tierra y a nuestros corazones. Acudimos a ti con confianza, sabiendo que realmente eres nuestra madre compasiva, la salud de los enfermos y la causa de nuestra alegría. Refúgianos bajo el manto de tu protección, mantennos en el abrazo de tus brazos, ayúdanos a conocer siempre el amor de tu Hijo, Jesús.
Amén.


ORACIÓN A LA VIRGEN DE GUADALUPE III

¡Oh Virgen Inmaculada, Madre del verdadero Dios y Madre de la Iglesia! Tú, que desde este lugar manifiestas tu clemencia y tu compasión a todos los que solicitan tu amparo; escucha la oración que con filial confianza te dirigimos y preséntala ante tu Hijo Jesús, único redentor nuestro.
Madre de misericordia, Maestra del sacrificio escondido y silencioso, a ti, que sales al encuentro de nosotros, los pecadores, te consagramos en este día todos nuestro ser y todo nuestro amor. Te consagramos también nuestra vida, nuestros trabajos, nuestras alegrías, nuestras enfermedades y nuestros dolores.
Da la paz, la justicia y la prosperidad a nuestros pueblos; ya que todo lo que tenemos y somos lo ponemos bajo tu cuidado, Señora y madre nuestra.
Queremos ser totalmente tuyos y recorrer contigo el camino de una plena fidelidad a Jesucristo en su Iglesia: no nos sueltes de tu mano amorosa.
Virgen de Guadalupe, Madre de las Américas, te pedimos por todos los obispos, para que conduzcan a los fieles por senderos de intensa vida cristiana, de amor y de humilde servicio a Dios y a las almas.
Contempla esta inmensa mies, e intercede para que el Señor infunda hambre de santidad en todo el Pueblo de Dios, y otorga abundantes vocaciones de sacerdotes y religiosos, fuertes en la fe, y celosos dispensadores de los misterios de Dios.


ORACIÓN A LA VIRGEN DE GUADALUPE IIII

Santa María de Guadalupe, Mística Rosa, intercede por la Iglesia, protege al Soberano Pontífice, oye a todos los que te invocan en sus necesidades. Así como pudiste aparecer en el Tepeyac y decirnos: "Soy la siempre Virgen María, Madre del verdadero Dios", alcánzanos de tu Divino Hijo la conservación de la Fe. Tú eres nuestra dulce esperanza en las amarguras de esta vida. Danos un amor ardiente y la gracia de la perseverancia final. Amén.

biog

En una mañana de diciembre de 1531, la Virgen María apareció en México a Juan Diego, un agricultor indígena mexicano. Durante ese primer encuentro sagrado y en varias apariciones más en los días siguientes, María habló con Juan Diego en su lengua nativa azteca y le pidió que pidiera al obispo que construyera una iglesia. Ella le instruyó que le llevara rosas al obispo y cuando Juan Diego abrió su tilma para dejar caer las flores ante los pies del obispo, todos los presentes quedaron atónitos al ver la imagen de Nuestra Señora, la milagrosa Virgen de Guadalupe, plasmada en su capa.
La aparición de María es un signo de solidaridad con aquellos que podrían no ser considerados los más prestigiosos o poderosos según los estándares de la sociedad. Ella muestra que incluso un humilde agricultor, por ejemplo, tiene contribuciones importantes que hacer.
El 12 de diciembre, se llama a los católicos en el país y en todo el mundo a celebrar la Fiesta de Nuestra Señora de Guadalupe a liberar el camino por los refugiados y migrantes alrededor del mundo. Actúa con audacia y lidera el camino de la migración.
Como Patrona de las Américas, la Virgen de Guadalupe nos da un modelo para que también nosotros podamos alcanzar y dar la bienvenida a aquellos que buscan mejores vidas en cualquier lugar del mundo que elijan para vivir.

 

 

 
sus

 

contador de visitas web
 

 
RADIO EN VIVO VISÍTANOS CONOCE EL SANTUARIO CONÓCENOS RADIO EN VIVO
libre sarm difuntafilm dlc amo

 

rosario

 

az rez orac
 
thyr SDA ujhdg
 
tfdhdyrt trre dw

 

face

youtv

mailcorreo/mail