Indulgencias. Que son las indulgencia. Oraciones. Oraciones catolicas. Rezos plegarias. Oraciones a todos los santos y virgenes
az rez orac
 
thyr fdgr ujhdg
 
tfdhdyrt trre gyfv
 
indulgencias
 

Si buscamos en el diccionario sobre indulgencia nos dira: Del lat. indulgentia, bondad, benevolencia, gracia, remisión, favor.
Actitud dispuesta a perdonar o disculpar los errores. En religión es el perdón de los pecados o de la pena temporal debida por ellos, en la Iglesia católica.
Existen 4 tipos. La indulgencia parcial que perdona una parte de la pena. La indulgencia perpetua es la que se concede para siempre. La indulgencia plenaria es aquella que perdona la pena en su totalidad. El Santo papa concede indulgencias plenarias. Y finalmente la indulgencia temporal es la que se concede por un plazo de tiempo determinado.
La Doctrina de las Indulgencias es un concepto de la teología católica estrechamente ligado a los conceptos de pecado, penitencia, remisión y purgatorio. En su formulación actual consiste en que ciertas consecuencias del pecado, como la pena temporal del mismo, puedan ser objeto de una remisión o indulgencia concedida por determinados representantes de la Iglesia y bajo ciertas condiciones. Esta institución se remonta al cristianismo antiguo del siglo III y tanto su práctica como su formulación han evolucionado a lo largo del tiempo. La doctrina protestante no la acepta por considerar que carece de fundamento bíblico. Por tal razón, a partir de la Reforma, solo fue objeto de desarrollo en el ámbito de la Iglesia católica.
Aunque se trata de un concepto teológico secundario, las indulgencias desempeñaron en su momento un papel central en la historia del cristianismo. En el siglo XVI, los abusos y el tráfico económico al que dieron lugar constituyeron uno de los motivos por el que Martín Lutero se enfrentó con la Iglesia católica.

 

JHK

Martín Lutero nació en Alemania el 10 de noviembre de 1483 y murió en Alemania el 18 de febrero de 1546. Fue fraile católico agustino y un teólogo que comenzó la reforma religiosa en Alemania y en cuyas enseñanzas se inspiraron la Reforma protestante y la doctrina teológica y cultural denominada luteranismo.

Lutero exhortaba a la iglesia cristiana a regresar a las enseñanzas originales de la Biblia.

 Las indulgencias se remontan al siglo III durante el cristianismo primitivo cuando los pecadores acudían a los confesores apresados que estaban a punto de ser martirizados para que éstos intercedieran ante el Obispo, si el pecador lograba convencer al confesor, éste último entregaba la libellum pacis, es decir, una carta donde pedía al obispo que su martirio sirviera para reducir la pena del pecador.
Más tarde, al inicio de la Edad Media, las indulgencias comenzaron a volverse más comunes y surgen los “penitenciales”, es decir, libros que determinaban la penitencia para cada pecado; sin embargo, los fieles pronto comenzaron a intercambiar las penitencias por dinero y alcanzaban el perdón y la entrada al cielo dependiendo de la rapidez con la que pudieran comprar su indulgencia. Las indulgencias también comenzaron a ser utilizadas para granjearse ciertos permisos, por ejemplo, comer carne durante la cuaresma.
Esto supuso, desde luego, el enriquecimiento de la Iglesia que, aunque utilizaba el dinero obtenido para financiar grandes proyectos a favor de la misma (por ejemplo, la construcción de grandes catedrales como es el caso de la de Notre-Dame en París y la Basílica de San Pedro en Roma) también aseguraba una entrada fija para la Iglesia.
Por aquel entonces, la única forma en que los pobladores podían tener acceso a los escritos bíblicos era a través de la Vulgata, la Biblia en latín vulgar; sin embargo, a pesar de que la Vulgata pretendía dar acceso a todos a la Biblia a través del latín vulgar, lo cierto es que no todos dominaban la lengua, lo cual se prestaba perfectamente para que la Iglesia interpretara las Sagradas Escrituras a su conveniencia.

 

La venta de indulgencias es pues, uno de tantos ejemplos, de estas interpretaciones.
El Papa León X quiso terminar la Basílica de San Pedro, comenzada por Julio II, y como necesitó fondos, autorizó al clero para conceder indulgencias a todos los fieles que quisieran dar una limosna para la ejecución de la obra. Por medio de la Indulgencia Plenaria, el pecador alcanzaba el perdón completo de sus culpas, siempre que ellas fueran confesadas con verdadera sinceridad.
En Alemania, se encargaron de las indulgencias los frailes dominicos y realizaron verdaderas ventas públicas, originando las protestas de los monjes agustinos y, entre ellos, de Lutero.

 

 
cord
 

Haz click sobre la imagen o nombre del santo/a para leer las oraciones correspondientes.

Santo Padre Pío

Ntra. Sra. de Andacollo

Faustina kowalska

N.S. del Rosario S. Nicolás

San Pantaleón

San José

San Antonio de Padua

San Benito

Santa Lucía

San Expedito

Virgen desatanudos

Medalla Milagrosa

Cura Brochero

San Francisco de Asís

Santa Clara de Asís

Santa Teresa de Ávila

SantoTomás de Aquino

Sto. Domingo de Guzmán

Santa Gertrudis

Santa Ana

Santa Bárbara

San Martín de Porres

Santa Rosa

Santa Rita

San Ramón

San Blas

San Sebastián mártir

San Judas Tadeo

 

 
sus

 

az rez orac
 
thyr fdgr ujhdg
 
tfdhdyrt trre gtf

 

rosario

 

viacrucis

 

videos

 

RADIO EN VIVO VISÍTANOS CONOCE EL SANTUARIO CONÓCENOS RADIO EN VIVO
libre sarm difuntafilm dlc amo

 

face youtv

mailcorreo/mail

contador de visitas
Contador de visitas
diseño tienda virtual